Puntos suspensivos

Estoy en ese punto
en el que las penas no valen la pena.
En que sonrío por todo
pero no por cualquiera.
Ese punto en el que abrazo con más fuerza.
Ese punto en que me gusta tenerte cerca.
 
Estoy en ese punto
en el que aun puedo evitar quererte;
ese punto en el que no apunto al disparar.
Ese punto en el que apunto
lo que me dices al verme;
ese punto a punto de pecar,
a punto de pecar, a punto de pecar…
 
Estoy en ese punto en que siento miedo.
En que no se si abrazarte, no sé si salir corriendo.
Ese punto en que me asusto si no te veo;
que me las veo echándote de menos.
Estoy en ese punto en que siento miedo.
En que no se si abrazarte, no sé si salir corriendo.
Ese punto en que me asusto si no te veo y te echo de menos.
Y este punto me lo apunto y te lo debo;
me lo apunto y te lo debo.
Estoy en ese punto en que me acuesto tarde.
Que me duermo valiente y despierto cobarde.
Que me pongo en tu piel y no entiendo nada.
Que si la rozo se me perfuma la cama.
 
Estoy en ese punto justo en que dudo si marcharme.
Ese punto justo en que siempre decido quedarme para verte.
Haciendo obligatoria cualquier excusa que me invente, que te inventes…
Y este punto te lo apunto y me lo debes.
 
Estoy en ese punto en que siento miedo…
Juego al empate a cero
que parece que así, ni gano ni pierdo
contra el olvido.
Pero te miro de reojo,
se me saltan los puntos y se me vuelven
puntos suspensivos…
Estoy en ese punto en que siento miedo…